Enfermedad Celíaca o Celiaquía

¿Que es la celiaquía?

La enfermedad celíaca es una alergia intestinal. Es importante y necesario identificar a un paciente alérgico, porque es aquel que reacciona ante distintas agresiones, y en la enfermedad celíaca, es alérgico al germen de trigo, avena, cebada y centeno, en donde encontramos a la alfa gliadina. Esta es una parte del germen de trigo, que afecta a la mucosa del intestino delgado. Es una enfermedad que se transmite en forma hereditaria.

Para aclarar sobre la forma de transmisión de esta patología es necesario remontarnos al año 1865, época en la que Gregor Johann Mendel, monje jesuita austriaco y naturalista botánico, detectó en las plantas cómo se transmitían las enfermedades. Actualmente sabemos que de cada cuatro hijos que pudiera tener una pareja, uno será celíaco, siempre y cuando el papá o la mamá padezca de la enfermedad; uno será sano; otro la transmitirá a la herencia y no la padecerá y el restante tendrá latente la enfermedad, pudiendo desarrollarla o no según diversas circunstancias, tales como patologías de larga evolución, embarazo, etc. Si tuvieran otros cuatro hijos, volverían a repetirse las leyes de Mendel.

¿Cómo se manifiesta la enfermedad?

Los síntomas no se pondrán de manifiesto mientras el niño este con dieta láctea, es decir, hasta los seis meses. En esta época aparecerá el primer diente y es el momento en que el aparato digestivo estará maduro para digerir cualquier tipo de alimentos. Una vez que el niño comience con las papillas que se comercializan habitualmente, con trigo, avena, cebada y/o centeno en su composición, comenzarán los primero síntomas, ya que provocarán una alergia a los mismos.

¿En dónde encontramos estos cereales?

  • el trigo en el pan, los fideos, la harina, las galletitas,
  • la avena en algunos preparados comerciales, como por ejemplo el Quaker,
  • la cebada en las levaduras y en la cerveza,
  • el centeno en los panes negros.

¿Cómo se produce la enfermedad?

Una vez que el bebe comience a ingerir los alimentos ricos en estos cereales, comenzarán los síntomas y los padres harán la consulta. Los signos y síntomas estarán a la vista, es cuestión de observarlos. Por ejemplo, un 60% o 70% tendrá diarrea, pero hay un 40% o 30% que no, y hasta pueden ser constipados, pero lo que predomina es la diarrea. Esta provocará una mala absorción de alimentos, minerales, vitaminas, etc., lo que ocasionará una carencia de los mismos. Podrá haber sangrado de encías y/o nariz. Comenzará a adelgazar y no crecerá como lo venía haciendo mientras tomaba leche y derivados; estará delgado pero muy panzón, porque el abdomen se distiende, se hincha y el niño comienza con muchos gases. Al observarlo, lo veremos con mucho vientre, y con las piernas y brazos muy delgados, poco pelo con caída fácil del mismo, piel seca con descamación importante. Estará llorando muy frecuentemente, tendrá muy mal carácter por cólico intestinal y no se sentirá bien. Hay algo notable: comerá como un pajarito y evacuará el intestino como un elefante. Esto se debe a la gran cantidad de grasas que eliminará por materia fecal, con color claro y maloliente, pegajosa, debido también a una insuficiencia pancreática.

¿Cómo se diagnostica la enfermedad?

En primer lugar se debe descartar lo más simple, que es una parasitosis, para lo cual siempre se deben solicitar los análisis de rutina correspondientes, además del examen parasitológico de materia fecal. La solicitud de anticuerpos antigliadina, antiendomisio y antitransglutaminasa son muy necesarios para orientar el diagnóstico. Pero lo más importante es la biopsia del intestino delgado, con la cual se certificará la enfermedad.

¿Cuál es el tratamiento?

Una vez realizado el diagnóstico y certificado mediante biopsia de intestino delgado, el tratamiento consiste en suspender de la dieta los cuatro cereales (trigo, avena, cebada y centeno). Esta dieta es la denomina dieta SIN TACC, representando cada sigla la primera letra de los cereales mencionados, reemplazando los mismos por arroz, maíz, soja y mandioca. De todos estos cereales se fabrican harinas con las cuales el paciente celíaco elabora su pan, galletitas, alfajores de maicena, etc. Además, puede comer carne (de vaca, pez, ave, cerdo, etc.), verduras, frutas, huevos. En definitiva, lo único que debe suspender son los cuatro cereales que le provocan alergia intestinal.

¿Cuánto tiempo debe realizar la dieta después de lograr el diagnóstico?

Debe realizarla estrictamente el resto de su vida, porque será celíaco de por vida. No existen celíacos a medias o medio celíaco. No debe hacer transgresiones a la misma, porque se sentirá muy mal cada vez que incorpore algunos de estos cereales dentro de su alimentación. Si no la cumple, tiene la posibilidad de padecer cáncer de intestino delgado.

¿Cuáles son los lugares donde pueden concurrir las personas celíacas?

Seguramente su médico pediatra o clínico sabrá orientarlo al respecto. En nuestra ciudad hay reuniones de pacientes celíacos una vez por mes en la Asociación Celíaca local. En nuestro Instituto también podemos asesorar. Hay una central en la ciudad de La Plata, otra en Capital, y aunque son dos grupos distintos, ambos apoyan a los pacientes que los consultan.

En Internet se puede encontrar un listado de alimentos y de marcas de productos aptos para los celíacos.  Estos alimentos están identificados con un logo (una espiga de trigo cruzada dentro de un círculo) y además dicen “apto para celíaco”.


Dr. Jorge Rubén Gauna